domingo, 16 de enero de 2011

IMPORTANCIA DE LA BUENA MANO EN EL CULTIVO DEL MELÓN (fragmento) por Roberto López Méndez

A sus 43 años, la señora Dora Euán Huacal ha aprendido todo lo que un buen agricultor debe saber y tiene lo más importante: buena mano o ma'alo' k'ab para cultivar sandía, melón, maíz y lo que sea.
Su esposo Juan Narváez Domínguez reconoce que esa es una de las mejores virtudes de su mujer, la ma'alo' k'ab para sembrar. Esto es importante para los agricultores porque, como señala el maestro Jimmy Valencia Iuit, "el que tiene síis k'ab -mano fría- si encama gallina no brotan los pollitos, si siembra no germinan las semillas, y si hace pib o cochinita no se cuece. Incluso, donde se hace cochinita, a veces preguntan: "¿Quién de ustedes es síis k'ab?" Y si alguien dice que es, le advierten: Entonces aléjate".
Curiosamente, Juan también tiene buena mano. Lo sabe porque nació un 24 de junio, Día de San Juan. Y como la gente del rumbo lo sabe, para lograr que den frutos las matas de guanábana, lo que a veces resulta muy difícil, a Juan lo contratan para ir a pegarles en el tronco precisamente ese día.
"Es que como ese día nací, cuando les pego 9 veces con una vara empiezan a dar" señala completamente seguro, y agrega que cuando le quieren pagar por ese servicio no acepta el pago, pero entonces lo invitan a comer.

El cerebro
Dora no sólo siembra, sino también riega, vigila el crecimiento de los cultivos, los monitorea para identificar las plagas o enfermedades, conoce los productos químicos que sirven para combatirlas, los prepara y aplica, y a la hora de la cosecha hace su parte revisando la guía de esta cucurbitácea para encontrar los melones que ya tengan la cáscara amarilla, que son los que ya están bien sazones y apenas se les toca, solitos se desprenden del chúuch. "Si todavía tienen la cáscara verde -comenta mostrándolo- no se sueltan, aunque los jaloteen".
Por todo ese conocimiento que tiene la compañera de su vida, Juan comenta:
-Acá los pantalones los llevamos los dos, pero ella es el cerebro, es la chingonaza...
Y no le falta razón, porque durante los casi 10 años que Juan estuvo en los Estados Unidos, sus tierras siguieron siendo cultivadas por Dora y uno de sus hijos, Juan, estudiante en ese tiempo de derecho y actualmente licenciado. Sembraban maíz, elotes y sandías. Es decir, que Dora, quien sólo estudió secundaria, supo llevar las riendas del hogar y del nada fácil trabajo del campo.

Artículo publicado en el Periódico Por Esto! Puedes consultarlo en versión completa en: http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=1&idTitulo=17740






Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Cómo referir páginas web y documentos electrónicos (Mexicon-Style)

En el texto, utiliza las páginas web y los documentos electrónicos como fuentes publicadas:

Paz Ávila (2005); Ordóñez Sosa (2010)

En las referencias citadas utiliza el siguiente formato:

Ordóñez Sosa, Rodrigo E.
2010 La literatura comprometida. Documento electrónico, http://www.winaqbahlam.blogspot.com/, [3 de mayo, 2011]

Paz Ávila, Lillian
2005 La moda europea y su influencia sobre el terno yucateco durante el siglo XIX. Documento electrónico, http://www.mayas.uady.mx/articulos/terno.html, [5 de mayo de 2011]